ENGAÑADOS

EN EL INVERNADERO

TERCERA EDICIÓN

Contra las soluciones falsas al cambio climático

Energía Renovable

La energía renovable puede formar parte de las soluciones reales al cambio climático, pero con algunas salvedades. Con el afán del lavado verde, hay muchas cosas que se clasifican como energía renovable que son en realidad soluciones falsas. Algunas de las fuentes de energía que se discuten en este informe se consideran a veces fuentes de energía renovable, cuando en realidad pueden exacerbar el cambio climático y provocar muchísimo daño al medioambiente y a las comunidades; entre ellas se pueden mencionar: a biomasa, los biocombustibles, la incineración, la energía de rellenos sanitarios, el hidrógeno, el “gas natural renovable” o los digestores de metano de las granjas industriales, la energía nuclear y la energía hídrica de la mano de corporaciones. La energía solar y la energía eólica pueden ser fuentes genuinamente renovables de energía. Sin embargo, los límites de la Tierra, la distancia, la economía y la justicia social desempeñan papeles que determinan si estas fuentes de energía son verdaderamente renovables o sostenibles.

Tierra, límites y recursos

La energía solar y la energía eólica son modos de generar electricidad, mientras que la energía solar también puede proporcionar calefacción. Sin embargo, para generar energía para edificios, para cocinar, para calentar agua y para el transporte implicaría generar mucha más electricidad de fuentes de energía renovable, lo cual es problemático y genera interrogantes acerca del origen de los materiales, el modo que se extraerán y se transportarán, dónde se almacenarán y quién será su dueño.

Es necesario reconocer los límites ecológicos de la Tierra. Los molinos de viento afectan las rutas de las aves y exigen enormes cantidades de acero y cemento, y la mayoría de ellos se fabrican con neodimio, un metal de tierras raras que se extrae en condiciones altamente contaminantes. Los paneles solares y las baterías también usan metales de tierras raras, como el litio y el cobalto, que pueden extraerse en condiciones horriblemente explotadoras.[1][2] Cuando se insinuó que el uso de baterías para los automóviles eléctricos de Tesla Motors podría haber estado relacionado con el golpe de estado en Bolivia en 2019 (donde existe una de las minas de litio más grandes del mundo), Elon Musk, director general de la empresa, tuiteó: “Vamos a hacerle golpes de estado a quien que queramos. Les guste o no”.[3][9

Las energía eólica y la energía solar pueden garantizar que las generaciones del futuro tengan algunas de las comodidades que para nosotros son naturales...

... pero para que esto ocurra dentro de un marco de justicia, sostenibilidad y protección ambiental, el mundo que disfruta un exceso de desarrollo debe someterse a una dieta energética.

A central Solar Two no Deserto Mojave (EUA). Compensando algo...?

En el mundo abundan las propuestas para impulsar la economía y resolver los problemas ambientales cambiando los automóviles que funcionan con combustibles fósiles por flotas de vehículos totalmente eléctricos. Sin duda, esto crearía mucho trabajo, y las baterías servirían para almacenar la energía producida a partir de fuentes renovables, pero para construir nuevos automóviles y camiones harían falta muchos materiales, ante lo cual cabe preguntarse de dónde provendrían los materiales y cuáles serían los costos sociales
y económicos.

Además de las inquietudes que pueden surgir ante la fuente de los materiales para fabricar paneles solares, turbinas eólicas y baterías, la construcción de fuentes de energías renovables requiere muchísima energía. Por lo tanto, para montar grandes instalaciones de energía renovable hace falta más energía, que provendrá en gran medida de combustibles fósiles. Para evitar que se sigan usando más combustibles fósiles es necesario que los países que consumen más energía reduzcan la demanda actual y usen menos energía. Priorizar el fin del uso del combustible fósil en el futuro es crucial en el contexto de un mundo cuya temperatura está en aumento (ver Bioenergía).

Redes, espacio, tiempo y distancia

Uno de los mayores desafíos para las energías renovables es proporcionar energía a países con alta demanda energética. Las energías solar y eólica son intermitentes, de manera que, si nos atenemos a la norma actual —es decir, que cada watt deseado debe ser proporcionado inmediatamente a toda costa—, sería necesaria una capacidad mayor de almacenamiento energético. Además, la infraestructura necesaria para montar instalaciones de energía renovable constituye un problema. Existen planes para generar grandes cantidades de electricidad en los desiertos del norte de África y el sudeste de Estados Unidos, para luego transportar la energía a través de largas distancias a través del Mediterráneo hacia Europa, o hacia las ciudades del este de Estados Unidos. Semejantes proyectos implicarían una gran pérdida de eficiencia en el camino, al tiempo que provocarían injusticias ambientales en el lugar de la producción para generar beneficios en lugares lejanos.

Economía, escala y compensaciones

Idealmente, son las comunidades quienes deberían planificar y administrar el desarrollo de nuevas energías solares y eólicas. A menudo, estos programas están diseñados a gran escala para justificar un modelo corporativo que trae consecuencias para las tierras locales, las comunidades y la ecología. El motivo de la resistencia contra los parques solares o eólicos de gran escala es que los desarrolladores de las corporaciones vienen de afuera para imponer cambios que benefician a las empresas de servicios y a sus accionistas, no a la comunidad afectada. De manera similar, el modelo actual, mediante el cual las grandes empresas de servicios cuentan con enormes sitios centralizados de generación energética desde los cuales envían energía a personas en vastas zonas, resta poder político a los contribuyentes, pues dependen de los servicios que prestan las corporaciones.

Por otra parte, con elementos como los Créditos de Energía Renovable en Estados Unidos, lascompensaciones de carbono en el artículo 6 del Acuerdo de París respaldado por las Naciones Unidas (ONU), y las tarifas eléctricas de compensación de Shell Oil en el Reino Unido, los Países Bajos y Australia, en todo el mundo la energía renovable puede venderse como compensaciones que permiten que lascorporaciones que contaminan afirmen que tienen emisiones netas de valorcero o declaren la neutralidad de carbono (ver Instrumentos de fijación de precio al carbono). Los parques eólicos de gran escala han desplazado a comunidades de Maharashtra, en India, y han vendido créditos de compensación a empresas que contaminan en el Norte global a través del Mecanismo de Desarrollo Limpio (MDL) fomentado por la ONU durante años.[4]

Desigualdad energética y justicia social

Por último, es de crucial importancia destacar que una parte importante de la población humana no tiene acceso a electricidad, agua limpia y alimentos suficientes. Las demandas simples de justicia social que priorizamos incluyen la ampliación de la energía renovable a las personas que más necesitan recursos energéticos básicos.

Junto con la aceptación de los límites, es necesario que analicemos críticamente cada propuesta de desarrollo y nos hagamos preguntas importantes: ¿Esta medida ha sido aceptada por las personas que se verán más afectadas a nivel local? ¿Satisface las necesidades locales? ¿Existe la posibilidad de que impacte otros lugares debido a los componentes necesarios? ¿Cuánto va a durar? ¿Pueden sus partes reciclarse o desecharse de manera segura? Las claves para un futuro sostenible son la relocalización y la descolonización. Una región que puede suministrarse la mayor parte de sus alimentos y otras necesidades es mucho más segura que una región que depende de largas cadenas de suministro. Las energía eólica y la energía solar pueden garantizar que las generaciones del futuro tengan algunas de las comodidades que para nosotros es un hecho, pero para que esto ocurra dentro de un marco de justicia, sostenibilidad y protección ambiental, el mundo que disfruta un exceso de desarrollo debe someterse a una dieta energética.

×
×

Cart